▷ De qué forma y cuándo podar un limonero【Poda limonero 4 estaciones】

0
65

El limonero, es un pequeño árbol frutal perenne. Su fruto es el limón, una fruta comible de gusto ácido y increíblemente fragante que se utiliza primordialmente en la nutrición. En el presente artículo nos dedicaremos a desarrollar todo lo relacionado a de qué manera y cuándo podar un limonero. Además de esto, y sobre el desenlace del articulo vamos a dar ciertos consejos sobre casos particulares como la podar de un limonero 4 estaciones, un limonero en maceta y un árbol de limón enfermo.

Nota: Ten presente que los consejos que aquí vamos a dar son en general, este blog es leído en decenas y decenas de países, con peculiaridades completamente distintas, con lo que no todos y cada uno de los consejos se adaptarán de la misma manera en todos y cada uno de los casos. En el momento en que finalices de leer el producto va a quedar que examines toda la información y apliques lo aprendido de la mejor forma. Frente cualquier duda ten en cuenta que puedes contactarnos para efectuar tus consultas.

1. Cuidados de un limonero

Más allá de que en este articulo vamos a hablar de la poda del limonero, exactamente la misma es una técnica de precaución de este frutal. Es por este motivo que arrancaremos con ciertos consejos claves para proteger tu árbol de limón.

  • Plantación: entre los puntos mas esenciales es la selección correcta de la pluralidad de limonero que plantaremos. Asesórate adecuadamente sabiendo tus pretensiones (deseas una planta ornamental o deseas alta producción) y la región donde vives.

  • Localización: ten en cuanta que ciertas especies de limonero tienen la posibilidad de llegar a medir 7 metros de altura y un ancho de hasta 3 metros. Jamás olives esto, ya que si lo ubicas en un espacio donde no logre realizarse de forma plena va a ser un inconveniente. Por otra parte colócalo en un espacio con buena incidencia de rayos solares.
  • Temperatura: el tiempo perfecto para estos frutales es el temperado/caluroso, con temperaturas que fluctúa entre los 18-28 °C. En este momento más allá de que eso es lo idóneo, tomando ciertas cautelas lograras tener un limonero en zonas mucho más frías. Ciertas cautelas son situarlo en un espacio con reparo de vientos fríos, cubrirlo por las noches mucho más frías del año, etcétera.
  • Riego: el instante donde mucho más agua precisa es en primavera/verano, donde deberás regarlo con mucha continuidad. De esta forma y todo en otoño/invierno asimismo precisa ser regado, no es una planta que resiste a sequías.
  • Fertilizacion: para un limonero fuerte es bueno abonarlo con bastante regularidad. O sea cuando menos 3 ocasiones por año, en primavera, otoño y verano. Ten presente que este frutal acostumbra tener deficiencia de magnesio y de zinc en el momento de elegir el abono que usarás.
  • Recoleccion: jamás tomes un limón de la planta si no esta amarillo, jura no arrancarlo sino más bien utilizar tijeras para efectuar el corte.
  • Anomalías de la salud: un precaución clave en un limonero es el control de anomalías de la salud y plagas. Entre las más habituales son la cochinilla, la mosca blanca, el pulgón y el minero. Se va a poder agredir estas plagas con aceite vegetal. Una patología que no posee cura es el virus de la tristeza, la que es transmitida por el pulgón.
  • Poda: más allá de que dejamos la poda del limonero como último item, no es un precaución poco esencial. Ahora observaremos por que te lo digo.

2. Herramientas para podar un limonero

Son múltiples las herramientas que precisan ser utilizadas para podar un limonero. La decisión va a depender en buena medida del género de poda y del tamaño del frutal.

  • Tijeras y serrucho para poda en altura.
  • Elementos básicos de seguridad como casco y guantes.

Es conveniente desinfectar las herramientas de corte antes de la poda. Esto va a ayudar a no trasmitir patologías, vas a deber llevarlo a cabo antes de empezar la poda y toda vez que cambies de planta.

Asimismo te puede atraer entender sobre la poda de:

3. Argumentos de la poda de un limonero

Los principios escenciales por los que se poda un limonero tenemos la posibilidad de resumirlos en los próximos:

  • Conformar una composición donde va a deber respaldarse toda la producción.
  • Repartir apropiadamente las ramas de producción, admitiendo de esta forma una aceptable iluminación y ventilación de la copa.
  • Garantizar una aceptable producción, dejando la cantidad adecuada de órganos.
  • Adecuar el marco de plantación según con el porte de la pluralidad.

Esto nos va a llevar a tener un frutal adecuadamente formado y equilibrado, algo que deja:

  • Hacer más simple la iluminación, ventilación y también ingreso de modelos fitosanitarios en los tratamientos.
  • Poder una adecuada distribución de frutos, en las ubicaciones mas correctas.
  • Acrecentar tamaño y color de los frutos.
  • Regular la producción eludiendo años rebosantes o de escasez en floración y fructificación (vecería).
  • Equilibrar la relación entre los órganos de vegetación y producción.
  • Eliminar las ramas enfermas, secas o improductivas, eludiendo de este modo el envejecimiento del árbol y la propagación de plagas y anomalías de la salud.

Conque opuesto a los que varios especialistas dicen, el limonero precisa ser podado. Por supuesto no requiere exactamente las mismas podas que un manzano o un granado, frutos con los que nada debe ver. Pero sin duda tienes que podar al limonero.

4. De qué forma podar un limonero

Al fin y al cabo, con la poda lo que se quiere es acrecentar la rentabilidad de una plantación. Esto supone una sucesión de trabajos dirigidos de diferente forma según la etapa de la vida del árbol.

1º. En su primera etapa, primeros años de plantación, hay que procurar conformar un armazón fuerte y vigoroso, pensando en la cosecha que debe de aguantar y que no dificulte las diferentes operaciones de cultivo. Lo vamos a llamar PODA DE FORMACIÓN.

2º. En la etapa siguiente hay que procurar un equilibrio entre el avance vegetativo y productivo. Las operaciones que se realizan forman la PODA DE MANTENIMIENTO Y FRUCTIFICACIÓN, si bien no se tienen la posibilidad de detallar fronteras entre la etapa previo y esta.

3º. Otra etapa es aquella donde por accidentes climáticos (heladas), anomalías de la salud, edad, abandono de árboles sin podar… hay que intervenir mucho más enérgicamente. El grupo de estas acciones, con el objetivo de recobrar al árbol para la producción habitual formarán la llamada PODA DE RESTAURACIÓN O REGENERACIÓN. Comunmente estas actuaciones mucho más severas se aprovechan para llevar a cabo un cambio de pluralidad o realizar lugar en el contexto de plantaciones.

4.1 Podar un limonero joven (Capacitación)

A lo largo de la etapa de desarrollo, la poda del limonero se restringe a ofrecerle forma y fuerza mecánica al árbol. Esto es, que se busca conformar un esqueleto o armazón que resista el golpe de los vientos y que aguante el peso de las ramas y de los frutos a lo largo de las temporadas de mucha producción.

Debe podarse antes o justo después del trasplante al lote definitivo, en el momento en que el injerto exceda los 35 centímetros de altura desde la unión patrón-injerto.

Esta práctica radica en despuntar diez cm del árbol (Fig. 2), con esto se consigue que broten las yemas de los lados. De las ramas que se formen a los lados, se eligen tres o 4 que estén bien distribuidas en torno a la planta. Estas van a ser las ramas primordiales del árbol. En el momento en que tengan unos 20 centímetros de largo, se les despunta unos 5 centímetros a fin de que asimismo broten por los lados. De los recientes brotes se eligen de nuevo 2 o tres ramas distribuidas cerca de cada brote.

Cómo podar limonero joven

Si se generan múltiples brotes de un solo punto, debe escogerse el mucho más fuerte o en mejor situación y remover el resto de ellos. Al terminar su capacitación, el árbol va a tener de 6 a 12 ramas bien distribuidas.

Fuera de la poda de capacitación que afirmamos, otros cortes o poda, ha de ser rápida en esta etapa de avance, ya que si se hace una poda fuerte, lo que se consigue es bastante desarrollo de brotes con hojas, lo que difiere la entrada a producción.

Aparte del despunte inicial, vamos a deber ir descartando los «chupones» que se producen en el leño. Lo destacado es llevarlo a cabo de forma manual en el momento en que están tiernos; así la herida que queda en el leño, por ser pequeñísima, no necesita de alguna medida de protección. Un chupón eliminado a destiempo competirá con la composición primordial, aparte de generar enormes lesiones al cortarlo. Lesiones que vamos a deber contemplar con paste cubre-cortes.

Con esta poda del limonero asimismo debemos remover ramas en el momento en que estén muy cerca o cruzadas. Siendo aconsejable remover las mucho más delgadas o que medren al centro o hacia abajo.

4.2 Podar limonero adulto (cuidado)

Al podar un limonero es su etapa adulta se quiere corregir los defectos producidos por el avance vegetativo del árbol y sostener el sistema de poda escogido. Además de esto vamos a buscar regular la producción y beneficiar la iluminación.

Si hemos efectuado una adecuada poda de capacitación del limonero y corregimos oportunamente algún defecto en el avance vegetativo, la poda precisa es mínima. Limitándose a un fácil aclareo de ramas.

Por ende, en el momento en que tengamos ahora nuestro limonero bien formado, solo va a quedar sostenerlo con lo siguiente:

1. Eliminar ramas fallecidas, enfermas o muy lesionadas

2. Recortar ramas mal dirigidas y/o mal emplazadas.

3- Respetar composición primordial.

4. Alzar faldas a unos 50 cm.

5. Efectuar un aclareo de ramillas.

6. Recortar todo chupón que este al centro de la copa.

7. Sostener alguna distancia con árboles próximos, por lo menos 50 cm.

Tienes que comprender esta poda del limonero como una poda ligera solo para sostener la composición. No es bueno efectuar podas fuertes muchas veces en este frutal.

4.3 Podar limonero viejo (Anti-envejecimiento)

En el momento en que el árbol de limón tiene múltiples años empieza a achicar claramente su número de frutos y su tamaño. En ese instante se puede hacer una poda fuerte intentando encontrar establecer nuevamente su vigor. Esta poda la conocemos como poda de anti-envejecimiento o regeneración.

Poda de regeneración en limonero

Una poda tan enérgica como la de la Fig. 4 piensa un enorme desequilibrio, entre la parte aérea y la subterránea. Por este motivo va a haber que achicar las trabajos de abonado, riego etcétera. sabiendo este desequilibrio, reduciendo, en la medida de lo posible el fluído de savia a la parte aérea.

Por último, los cortes gruesos de poda han de ser pintados con pasta particular para poda. Previniendo de este modo asaltos de patologías y hongos.

5. Cuándo podar un limonero

Al elegir la temporada correcta para podar un limonero bastante debe ver la edad del mismo.

En árboles jóvenes, se tienen la posibilidad de llevar a cabo las podas de capacitación en cualquier temporada, siempre y cuando no haya riesgo de bajas temperaturas. Para remover ramas de relevancia se va a hacer en temporadas donde la actividad vegetativa sea mínima.

En árboles mayores, hay que podar tras pasar el peligro de heladas y obtenida de la fruta. En el caso de descenso de las temperaturas los árboles podados padecen mucho más que los que aún no se han tocado.

Como último consejo decir que ya que no en todos los casos es viable podar en el momento en que se desea, es mucho más aconsejable atrasar la poda que adelantarla. Ya que el riesgo de una poda temprana es mucho más grave que el de la tardía.

6. Casos particulares de Poda de limonero

Cubrir todas las consultas particulares sobre la poda de árbol de limón es difícil, ya que para cada caso puede existir una contestación diferente. De esta forma y todo he elegido tres de las consultas mas efectuadas por los que leen para responderlas en este corto apartado. Exactamente las mismas son:

  • ¿Como hacer la poda de un limonero 4 estaciones?.
  • ¿Que debo realizar para podar un limonero en maceta?
  • ¿Cuales son los procedimientos que se deben llevar a cabo para para podar un árbol de limón enfermo?

Si el caso en particular que tu tienes no es ninguno de estos tres permíteme tu solicitud en la caja de comentarios (y disculpa si demoro en responder, puedo demorar pero siempre y en todo momento respondo 😉 ).

6.1. Podar limonero 4 estaciones

Comienzo con esta por que de qué forma podar un limonero 4 estaciones pertence a las consultas que más habituales, y por este motivo precisaba aclarar que todo lo visto hasta aquí aplica para esta pluralidad de limonero.

Esto es, necesitaras de una poda de capacitación para ofrecer una adecuada composición al frutal. En años siguientes, etapa adulta, vas a deber efectuar podas ligeras de cuidado (remover ramas secas, enfermas, entrecruzadas, etcétera). Y de ser preciso, en el momento en que el limonero sea improductivo, lograras rejuvenecerlo con una poda fuerte (poda de restauración).

6.2 Podar limonero en maceta

Si tienes un limonero en maceta puede deberse a que estas aguardando que se expanda para un trasplante, o estas controlando su desarrollo por que no tienes bastante rincón.

En el primer caso no es requisito podar el limonero, solo va a bastar con contrastar que el árbol se este formando con una composición de tallo único. Comenzaremos con la poda de capacitación al instante del trasplante.

En el segundo caso vas a poder utilizar todo los visto en el artículo. Esto es, vas a deber efectuar poda de capacitación, cuidado, y en el caso de precisarlo de restauración.

6.3 Como podar un limonero enfermo

Acabamos con una solicitud tan común como crítica, aquel que la efectúa busca socorrer su árbol con una poda. Primeramente debemos dejar claro que no en todos los casos, mas bien frecuentemente, la poda no sera la salvación de tu limonero. Especialmente si te has demorado bastante en intervenir y la plaga y/o patología se ha expandido en enorme forma.

Primeramente infórmate apropiadamente sobre que patología o plaga a atacado tu cítrico, una vez reconocido el inconveniente y si no te quedan mas opciones asiste a la poda.

La poda de un limonero enfermo no es otra cosa que recortar todo el que elemento que esté infectado, en busca de eludir una mayor propagación. Tomate tu tiempo para ver pausadamente el árbol y hallar todo y todos las ramas inficionadas. En dependencia del género de plaga y el porcentaje de árbol atacado esta va a ser o no la solución determinante.

No caigas en el fallo de emplear lo desechos de esta poda para efectuar compost, ya que lejos de arreglar el inconveniente vas a estar propagandolo en todo tu huerto. Puedes abrasar los desechos (hazlo de manera cuidadosa) o llevar a cabo un pozo bastante profundo y sepultar allí los desechos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here