Bioplástico desde restos de aguacates

0
11

En México una compañía avance un desarrollo para lograr llevar a cabo bioplásticos desde los restos de aguacates.

Con todas y cada una de las prohibiciones que están comenzando afortunadamente ha imponerse sobre los plásticos de un uso cerca del globo, hay una creciente demanda de elecciones biodegradables.

El inconveniente es que determinados plásticos biodegradables todavía se fabrican desde comburentes fósiles, y el 80 por ciento de los «bioplásticos» biodegradables se fabrican desde fuentes alimentarias, como el maíz.

Bioplástico a partir de restos de aguacates 1

Cómo si esto fuera poca cosa además los plásticos biodegradables acostumbran valer cerca de un 40 por ciento más que un plástico habitual.

Mas afortunadamente un ingeniero bioquímico mexicano llamado Scott Munguia encontró una solución creativa y existen muchos otros haciendo un trabajo en resoluciones semejantes en diferentes unas partes del planeta.

Su compañía Biofase está localizada en el corazón de la industria del aguacate en México, donde transforma 15 toneladas de huesos de aguacate al día en pajitas y cubiertos biodegradables.

Estos son deshechos descartados por las compañías locales que procesan la fruta, y que antes hubieran terminado en un vertedero. De este modo que no solo sus costos de producción son muy asequibles, sino ayuda a achicar los restos agrícolas.

La compañía puede entonces traspasar este ahorro al cliente, sosteniendo unos costos iguales a los del plástico común.

El bioplástico de semilla de aguacate no corta nuestro suministro de comestibles ni necesita de tierras complementarios para ser dedicadas a su producción.

Y lo inmejorable es que es realmente biodegradable, en contraste con varios plásticos «biodegradables». Se descompone totalmente en solo 240 días, en comparación con el plástico común, que se calcula que tarda 500 años en descomponerse y jamás se biodegrada completamente.

Si sigue en un espacio fresco y seco, puede permanecer hasta un año antes que empieze a degradarse.

Munguia descubrió cómo obtener un complejo molecular de esta semilla para conseguir un biopolímero que pudiese ser moldeado en algún forma.

En resumen buenas novedades para todos y quisiera que poco a poco más elecciones como esta dejen de ser elecciones y se transforme en lo común.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here