Cómo plantar cebolla brotada

0
66

Si no lo has leído ahora, te sugerimos iniciar por este artículo que charla del período de la cebolla desde el momento en que nace hasta el momento en que se reproduce. En descubrirás por que una cebolla que nace de una semilla no se lleva a cabo igual que una que medra desde otra cebolla brotada.

Mas vamos a la cuestión. En el final de su tiempo de conservación —si no fueron tratadas con inhibidores de la brotación o bien radiadas— las cebollas acostumbran brotar. Observamos como hace aparición un pequeño apéndice verdoso que sale de la una parte de arriba del bulbo.

Ese pequeño brote medra consumiendo las reservas guardadas en el bulbo. En verdad esa es la función de lo que conocemos como cebolla, oséa, del bulbo. Sirve como almacén de alimento a fin de que la cebolla logre brotar —ahora que no posee hojas para hacer la fotosíntesis— y empezar la segunda una parte de su período.

Pasos para plantarla

Para plantarla y que prosiga desarrollándose, solo requerimos algo de tierra —en una maceta o bien en el suelo del huerto—.

➊ Tomamos la cebolla como está y la ubicamos sobre la tierra, dejando el brote verde hacia arriba.

➋ La apretamos con la mano a fin de que se introduzca un tanto en la tierra y le agregamos una poca más alrededor mas sin llegar a contemplar el brote.

Tenemos la posibilidad de tapar todo el bulbo o bien dejarlo sepultado solo de la mitad para abajo.

➌ Ahora regaremos sutilmente a fin de que la tierra se humedezca y se asiente.

Esto va a hacer que la humedad llegue a la región inferior del bulbo activando otra vez el desarrollo de las raíces. Si las condiciones son convenientes, en unos pocos días la planta va a haber arraigado en el suelo y próximamente apreciaremos un veloz desarrollo. Qué sucede si no plantamos una cebolla brotada

Ya que lo que va a ocurrir es que el brote medrará mientras que disponga de los nutrientes y el agua que le contribuye el bulbo. Al mismo tiempo, este último irá menguando, haciéndose poco a poco más pequeño y rápido. Si lo tocamos apreciaremos que ahora no está estable, tal y como si lo hubiesen vaciado —de todos modos eso pasó—.

Cuanto más grande sea el bulbo, más va a poder medrar el brote por que va a tener más grande proporción de nutrientes a su predisposición.

Si elegimos por no plantar la cebolla brotada, tenemos la posibilidad de comernos sus brotes ahora que tienen un gusto y un aroma intensos especiales para ponerle condimentos la comida, en revueltos o bien en ensalada. En cambio, si la plantamos, nos va a dar tallos y hojas que, cosechadas mientras que son jóvenes, además van a estar muy ricas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here